Rige el decreto de prohibición de fuego, que estará vigente hasta el 30 de abril

Como todos los años desde 2007, está prohibido el inicio de todo tipo de fuegos al aire libre -excepto parrilleros- entre el 1º de diciembre y el 30 de abril de 2018, según lo establece el Decreto 436/2007.
La resolución presidencial es un plan general de acción para la prevención, alerta y respuesta a los incendios forestales, y la Dirección Nacional de Bomberos (DNB) realiza todos los años una fuerte campaña de prevención y comunicación sobre los alcances de esta norma y especialmente sobre las consecuencias de los incendios forestales en nuestro país.
Los objetivos del plan son prevenir la aparición de focos ígneos, alertar rápidamente en caso de que se produzcan y responder con eficacia para evitar que estos focos se transformen en incendios forestales de magnitud. Para ello, el Ministerio del interior dispone de los aviones y helicópteros de la Unidad Aérea de la Policía Nacional (UAPN) que trabajarán en conjunto con la DNB relevando la zona Sur y Este del país.
Mientras tanto, en Paysandú y departamentos vecinos, el control aéreo comenzará el 15 de diciembre, según confirmó a EL TELEGRAFO Juan Daniel Chalkling, de la empresa Charles Chalkling.
LAS PRECAUCIONES A TOMAR
El decreto habilita únicamente los fuegos para cocción de alimentos en churrasqueras, parrilleros o similares, los que deberán ser utilizados con el correspondiente matachispas y tomando las precauciones en cada lugar. También los fuegos para cocción de alimentos en campings organizados, los fogones de piso en campamentos instalados en predios privados que no constituyan un camping organizado, siempre que se realicen dentro de un área circular de 5 metros de diámetro, libres de malezas, hojarascas y otros elementos combustibles, en cuyo centro se ubicará el fogón rodeado con piedras, arena o tierra, reza la norma.
El fuego estará permanentemente vigilado y antes de abandonar el lugar de campamento será extinguido totalmente, debiendo comprobarse adecuadamente la total extinción.
CONTROL AÉREO EN LA COSTA
Por otra parte, la Dirección Nacional de Bomberos junto a los aviones y helicópteros de la Unidad Aérea de la Policía Nacional realizarán trabajos en conjunto durante toda la temporada de verano con el objetivo de detectar columnas de humo o cualquier inicio de fuego, y poder atacarlos rápidamente.
La UAPN se sumará con vuelos exclusivos en apoyo al control forestal, sobrevolando por las rutas por toda la costa y zonas de riesgo al sur, a partir de la próxima semana hasta el final de la temporada, de forma similar a lo que ocurrirá en toda la zona forestal del litoral y centro del país, en el caso local con el servicio de la empresa Chalkling.

Compartir:
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone