Suspendieron operativa en el puerto y ya trasladaron contenedores y barcazas

Desde el fin de semana han cesado las operaciones de carga y descarga en el puerto de Paysandú debido a la crecida del río Uruguay, en tanto la oficina departamental de la Administración Nacional de Puertos (ANP), si bien permanece en las instalaciones portuarias, ha adoptado medidas de precaución levantando muebles y equipos de trabajo a la espera de que la situación se normalice.
El administrador del puerto sanducero, Jorge Granja, indicó a EL TELEGRAFO que ha quedado suspendida la actividad en los muelles de la terminal local y se han puesto a cubierto equipos y la maquinaria que se utiliza para la tarea, las barcazas y pontones fueron trasladados hacia otros lugares, al igual que los barcos que trabajan para la empresa Indre.
“Las barcazas que estaban amarradas en nuestro puerto se trasladaron a Fray Bentos y los tres pontones fueron desplazados hacia la isla, en tanto los barcos de Indre fueron para fondeo frente a Paysandú”, indicó.
A su vez, en el caso de los elementos de trabajo, incluyendo muebles y equipos de la ANP, Granja dijo que “lo que hemos hecho es levantar todos los materiales y es una medida preventiva porque el agua todavía no ha llegado a este lugar. Está la previsión de que la crecida llegue a un nivel de entre 7 metros y 7,20 de mantenerse las condiciones tal como están, pero siempre hay un período de incertidumbre porque puede haber nuevas lluvias en la zona.

(Más información en edición impresa)

Compartir:
Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone